Cine y bares, cine y antros, cine y clubes, cine y… cualquier lugar donde tomar una copa. El cine ha hecho buenas migas con el alcohol desde antes de la Ley Seca y esta simbiosis nos ha dejado escenas memorables de la historia del celuloide. Podría hacer mi propia lista de las mejores coctelerías de […]

Las mejores coctelerías del cine

Cine y bares, cine y antros, cine y clubes, cine y… cualquier lugar donde tomar una copa. El cine ha hecho buenas migas con el alcohol desde antes de la Ley Seca y esta simbiosis nos ha dejado escenas memorables de la historia del celuloide. Podría hacer mi propia lista de las mejores coctelerías de la historia del cine, aunque mucho me temo que me voy a dejar muchas por el camino.

1.     El Rick’s Cafe

El famoso café de Casablanca, nido de espías de todas las nacionalidades, regentado por el fascinante Humphrey Bogart. En él siguen las huellas de la rebeldía contra el Tercer Reich y la historia de «desamor» con Ingrid Bergman. Hoy, casi 70 años después de su estreno, es posible tomar un trago en el Rick’s Cafe de Casablanca, un lugar que sólo existe desde 2004. Efectivamente, los actores jamás pisaron la ciudad marroquí,  parece que el «Tócala otra vez, Sam» se queda en sólo en la pantalla.

2.     El Kit Kat Club

Siguiendo con la saga nazi y los grandes clásicos del cine, nos quedamos ahora con el Kit Kat Club, el lugar en el que cada noche cantaba la encantadora Sally Bowl. Una Liza Minelli deslumbrante que, en compañía con el no menos imponente Joel Gray como maestro de ceremonias, inmortalizó cada uno de los temas de la película ‘Cabaret’. Cócteles, champagne y decadencia del Berlín de la Segunda Guerra Mundial.

3.     The Cotton Club

El lugar en el que un músico blanco, el mismísimo Richard Gere, y una bailarina negra viven su tórrida historia de amor en un club del Harlem de principios del siglo XX. En plena época de la Ley Seca, políticos, banqueros, artistas y ricachones se dan la mano para disfrutar del jazz y todo tipo de tragos. Juego, música, violencia y mucho alcohol, en uno de los clubes más famosos de la historia del cine.

Este mítico establecimiento hace de la noche parisina una fuente de inspiración constante para escenarios de película

4.     Moulin Rouge

El famoso local parisino ha dado para muchos momentos cinematográficos y son numerosas las películas que han lo han tomado como modelo del local en el que llevar a cabo fantasías inconfesables. Desde Toulouse Lautrec hasta la mismísima Zsa-Zsa Gabor, en una versión de la película de los años 50; artistas y barmen han logrado los mejores combinados del mundo. Pero quizá sea la versión musical del 2001, protagonizada por Nicole Kidman, la que consiguió mayor atención por parte del público. Con una estética a caballo entre lo kitsch y el futurismo vintage, el Moulin Rouge fue sonorizado con temas que saltaban de Verdi a Madonna con total impunidad. Ahora, el famoso cabaret, el auténtico, no pasa por sus mejores momentos y se teme por su cierre ante la falta de medios para mantener arriba el telón.

5.     Jack Rabbit

No es precisamente el local más glamuroso del mundo, pero con Uma Thurman y John Travolta, bailando dentro ¿quién podría olvidar los pasos de baile de tan escandaloso dúo? Con estos chicos malos los tragos se complicaban… sobre todo mezclados con momentos muy Tarantino. Inimitable Pulp Fiction.

Y a tí, ¿qué local te ha robado el corazón en la gran pantalla?

Fotos | RTVE